Quiero ser una vaca

Estar de vacaciones en mi pueblo significa contar, de forma continuada, con los paréntesis casi inexistentes en el día a día de una gran ciudad. Aquí las horas pasan lentamente, todo está al lado, la gente no se apresura, ni va estresado por no llegar a todo y apenas mira el reloj. Ahora sería el momento de hacer esa retahíla de cosas que dejo para “cuando tenga tiempo”: hacer limpieza de los documentos de mi ordenador, aprender a cocinar platos de verdad, ordenar armarios, renovar carnés, leer en inglés, desechar cosas inútiles o jubilar la ropa que nunca me pongo, entre otras muchas.

Sin embargo, me he dado cuenta que “cuando tenga tiempo” es una excusa para no llevar a cabo estas necesidades de importancia relativa y poco gratas porque, en realidad, nunca me apetecen. La prueba es que, de momento, no me he puesto manos a la obra, sino que he preferido sumergirme en tareas de dudosa trascendencia y utilidad como la lectura del dorso de los tetra briks.

LecheSalmaHayek_IsaPiBlog

Mil veces han pasado por mis manos los tetra briks de la marca ATO y, hasta hoy, no había leído en su dorso el tipo de vida que llevan sus vacas lecheras. Me he quedado atónita.

KateMossMilk_IsaPiBlog

Se llaman Rita y Ramona. Son vacas felices. Desde ATO se preocupan por mantener su bienestar y confort para que produzcan una leche de excelente calidad. Para ello las miman y proporcionan las mejores curas. Si las vacas se sienten realizadas como vacas, su leche es exquisita.

A continuación, os adjunto un conjunto de mimos que se les da, según dice en el tetra brick, para que lleven una vida cómoda y placentera.

VacaWarhol_IsaPiBlog

1. Disponen de un sistema de climatización con duchas y ventilación en verano. En mi piso de Barcelona no hay ningún tipo de sistema de ventilación. No corre ni una gota de aire, y el calor es tan pegajoso que alguna gotita acaba regalimando por todo mi cuerpo. Suerte que este mes de julio ha sido poco caluroso. En el pueblo, sí hay aire acondicionado, pero en el salón. Y allí hay demasiado ruido y gente para concentrarme en mis cosas.

2. Su suelo es de arena de playa para favorecer su descanso. Ellas sí que son privilegiadas, se montan su paraíso en su parcela como hacía Ana Torroja en la canción de Mecano Hawai Bombay. Yo creo que la playa la pisaré como mucho algún día que me escape a la zona de Tarragona.

3. Disponen de cepillos automáticos para rascarse cuando quieran.¡ Qué gozada rascarse la espalda! ¡Cualquier tensión queda liberada!

4. Se depilan dos veces al año y tienen servicio de pedicura tres veces al año. La depilación no gusta a nadie, pero después tienes esas piernas tan bonitas y finas que el dolor se olvida con tal recompensa. Y lo de la pedicura ya es un lujo al alcance de unos pocos. Cuesta unos 30 € cada sesión. En mi caso sería algo impensable.

VacaVogue_IsaPiBlog

Entonces es cuando mi deseo más inmediato es ser una vaca. Sé que “vaca” es uno de los peores insultos que se le puede hacer a una mujer, pero las cosas han cambiado. Ahora disponen de un sistema de climatización, tienen un suelo que emula a una playa, disponen de cepillos para rascarse y las depilan. Y lo mejor de todo es que llevan una uñas impecables.

Con estas condiciones ¿quién es la tonta que quiere estar en un mundo laboral tan precario, lleno de estrés, sueldos míseros y pocas oportunidades? Tendrían que enseñar a los grandes empresarios, en teoría las grandes escuelas de negocio lo hacen, que si tratas bien a los trabajadores después ellos producen mejor. Las vacas Rita y Ramona son la prueba.

VacaGafas_IsaPiBlog

Leave a reply

Your email address will not be published.

Leave a reply

 
 

Ser treintañera y sus oportunidades

Cada vez que, en la Wikipedia, aparece mi año de nacimiento (1984) en la biografía de rostros populares, mi esperanza por alcanzar alguna ilusión en esta vida empieza a desfallecer[...]

 
 

El alivio del no San Valentín

No os preocupéis, los solteros estamos muy bien. No tenemos ningún trauma por no celebrar San Valentín y nos importan cuatro bledos toda la parafernalia que se crea a su alrededor.[...]

 

Uso de cookies

Nuestra web utiliza cookies propias y de terceros, Si continua navegando, consideramos que acepta el uso de cookies. Las cookies permiten a una página web, entre otras cosas, almacenar y recuperar información sobre los hábitos de navegación de un usuario o de su equipo. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR